"Dibujar, es la sinceridad enmascarada en una pirueta" Claude Serre

Desde que estamos en el colegio, notamos que existe un sistema de medición el cual siempre va dictaminando lo bien o mal que nos va, por medio de unos números o letras llamadas calificaciones. Tales calificaciones, nos llevaran a obtener reconocimientos o regaños, de nuestros padres y circunstancias negativas de nuestro entorno, por no completar una competencia, o eso según la nota o el número dado por nuestros profesores en su sistema de medición.

Aun así, siempre notamos que nuestro aprendizaje, incluso el de los demás, es mucho más complejo que una simple medición por números o letras. Seguro alguna vez te has preguntado cosas como: si estudie o entiendo este tema; ¿Por qué perdí el examen? Estaba tan seguro de que pasaría, algo me pasó, porque yo el tema lo entiendo bien. O con compañeros de alrededor: si él es tan bueno y muestra aptitudes; ¿Por qué pierde los exámenes?

O peor aún, cuando hay algunos que no han entendido del todo el tema y les cuesta en cierta medida, pero que la actitud y disposición, hará que en algún momento sean de los mejores en tratar el tema que les cuesta, claro, si persisten en él, pero, interfiere la magia de los números diciendo cosas como: si no pasas ni el examen ni la recuperación a tiempo, no serás promovido. Y muy dentro de nosotros decimos cosas como: denme tiempo, que seré el mejor en esto, solo necesito organizar un poco más las ideas, pero cuando lo tenga todo claro, seguro seré el primero de la clase, ya que tendré menos problemas que cualquiera para asimilar las cosas.

Manga
Creando el próximo éxito del manga

En fin, podemos tocar este tema y no alcanzaría en un solo artículo para abordar todos los casos o situaciones que se presentan en la educación y que son más complejas que un simple 0.0 o 5.0, esto da para mucho más, (claro, si deseas comentar algún caso en el que el sistema de medidas calificativas te haya cortado a ti o algún compañero tuyo lo que pudo ser un gran avance, coméntalo en la parte de abajo) lo que, sí sabemos, es que esto no es siempre lo adecuado para determinar el aprendizaje. Lo más complejo viene, cuando lamentablemente debemos ceñirnos a este régimen si lo que queremos es avanzar en el sistema educativo, ya que, sin buenas notas, no hay promoción, y por ende, no hay títulos, diplomas o certificados que aprueben que somos idóneos en esas competencias.

El dibujo y las certificaciones

Ya estamos tan afectados por las calificaciones, que en muchos casos es la única forma que presten atención al profesor en una clase, y, por ende, nos preguntemos, qué títulos son los que obtendré al estudiar una carrera, independientemente de la que escoja, si será rentable el pago, el tiempo y la inversión en general vs el título que conseguiré. Este o aquel me dará buen trabajo o no es tan cotizado, si es un técnico, me pagaran menos que el título profesional, y un largo etcétera.

Al estudiar algo relacionado con el arte, como el dibujo, es lo primero que nos preguntamos. Supón que eres un aficionado al dibujo y en el colegio, eres admirado por hacer esto bien y por ser capaz de crear cosas maravillosas a los ojos de los demás. Estas listo y decidido, moldeando la idea de que es justo lo que harás al salir del bachiller. Estás motivado a desempeñar una carrera en el diseño, y convertirte en un gran artista.

Agresividad
Dibujar con actitud

Luego, llega la ola de universidades y promociones y toda esa parafernalia con sus etiquetas llamadas títulos profesionales y te genera una duda. Si yo seré artista o seguiré adelante con mi carrera de dibujo, ¿Qué título o títulos obtendré? O ¿Qué títulos necesito y me serán más útiles como dibujante? Esto es vital como importante, aunque en el dibujo hay una licencia y una manera más palpable de probar inmediatamente lo que sabes hacer, a diferencia de otras carreras. Sencillamente poniéndote a prueba, efectuando algún trabajo, mostrando algo que hayas hecho, o dibujando algo para que las personas lo vean.

Un ejemplo sencillo, las personas que retratan las autoridades, son hechas por artistas que se basan en la descripción que un testigo proporciona del sujeto.

Imagina esto: has visto como una persona comete un hurto en un establecimiento, varios testigos lo vieron, todos son capaces de describirlo, pero no lo suficientemente bien al artista de retratos hablados. Pero tú, con el talento que tienes te pones a la tarea de reconstruirlo desde lo que viste y la imagen que tienes en la cabeza de esa persona. Al presentarlo a los testigos, resulta que ellos admiran el trabajo y afirman que es exactamente igual al que vieron y definitivamente, tu dibujo es muy fiel, seguro con ese retrato, lo van a atrapar. ¿Crees que las autoridades te van a dejar escapar? De ninguna manera amigo, ya trabajas para ellos, y no necesitaste título profesional, solo demostrar lo que puedes hacer. Esa es la ventaja del arte.

Retratos hablados
Louis Gibson, la mejor retratista criminal del mundo

Como ese, hay muchos más ejemplos mas no solo en el dibujo, en el arte en general, con esto no quiero decir que no necesitas estudiar, solamente, que el ejecutar el arte, va más allá de tener este o aquel título, y hay mucha más inspiración de la que podemos encontrar en otros campos, por eso hay muchos autodidactas y los artistas llamados empíricos, muchos de los cuales, han hecho grandes creaciones sin llevar a cabo un estudio formal.

Muchas obras que ves, canciones que escuchas y demás, son creadas por personas que no han pisado una universidad, pero que el día que lo hacen, es para ser elogiados por una vida de trabajo entregada al arte y para estudiar sus técnicas y obras. Por supuesto, son personas que han trabajado en lo que hacen bastante duro y mucho es lo que han sacrificado, porque lo que muchos creen y erróneamente es que, para ser artista, necesitas tener talento, sin eso no puedes. Pero no es cierto.

Talento vs trabajo

Eso del dibujo no es para todo el mundo, el arte solo es para un grupo de privilegiados o personas llamadas iluminadas, los demás, solo podemos admirar como hacen ver fáciles las cosas que no somos capaces de hacer nosotros. Seguro lo has escuchado decir, pero lo más trágico, es que muy pocas veces lo dicen para los demás, las personas se dicen eso a sí mismas, más veces son excusas que se quieren creer para no hacer nada, porque el dibujo o aprender un instrumento puede que les interese, pero están lo bastante ocupados creyendo que no pueden que se lo terminan creyendo.

"Uno siempre debe dibujar, dibujar con los ojos, cuando no puede, dibujar con un lápiz"

No hay nada más falso, una persona talentosa nace tal vez cada milenio (bueno, creo que exagero) y es muy difícil que este cerca de nuestro entorno. Hay circunstancias, si los padres son dibujantes, el hijo tendrá ciertas facultades, es cierto, pero lo que lo va a hacer tan bueno como ellos o mejor, es el ambiente con el que se topa desde el primer día de su existencia, todo el tiempo está absorbiendo arte, se rodea de ello las 24 horas del día durante los primeros años, que hasta le termina gustando y, por ende, es difícil que no demuestre facultades.

Luego, inicia sus estudios en dibujo o artes plásticas, y al hacer su primera exposición, logra vender su propuesta artística, convirtiéndose en un artista consolidado. ¿Es talento? No del todo, son circunstancias que supo aprovechar. Y es lo que tú también vas a aprovechar, trabajar duro, rodearte de arte lo más que puedas, y trabajar con dedicación, muy duro.

Algunos títulos para dibujantes

Hace unas líneas mencionamos, que hay personas que efectúan el arte sin tener títulos, se lo han propuesto y han desarrollado su propio estilo y técnicas. Si tu deseas estudiar dibujo, lo primero o elemental, es decidir que se te da mejor o qué estarías dispuesto a emprender, en otras palabras, qué es lo que más te apasiona hacer, si te gusta mucho dibujar automóviles, entonces, puede dársele algo de diseño, e ir escalando hasta volverte un diseñador de la misma Toyota. Veremos algunos de los estudios y sus respectivos títulos que serían tu punto de partida en este arte. Por fortuna para ti, en Colombia hay muchos títulos para escoger en el área del dibujo y muchas ramas, que dictan muchas de las universidades del país.

Diseñando autos
el próximo auto mas vendido puede ser diseñado gracias a tus dibujos

Artes plásticas

Iniciamos con una carrera que te va a dar mucho para dibujar, esta carrera la dictan muchas universidades, incluida la Universidad nacional. Aquí vas a explorar muchas de las formas de artes que existen, pero principalmente, la escultura, el dibujo, la pintura y algo de diseño, es ideal, para quienes quieren pintar cuadros y convertirse en verdaderos artistas plásticos.

Ingeniería civil

Esta carrera aborda todo lo referente al diseño; de casa, calles, algo de mecánica, y propuestas de mejora o adecuación de espacios públicos, si en algún momento o en algún caso, has tenido ideas de cómo se vería mejor esa calle, como sería posible el automóvil de ensueño, y otras cosas más, esta carrera te vendrá muy bien.

Por supuesto, hay muchas más carreras que tienen que ver con el dibujo, solo busca tu enfoque e investiga la mejor opción para desempeñarte y en la que creas que puedes dejar el mundo mejor de cómo lo encontraste desde tu trabajo artístico.

¿Necesitas un profesor de Dibujo?

¿Te gustó este artículo?

5,00/5 - 1 voto(s)
Loading...

Ismael

Soy guitarrista y docente de música. Publico artículos web y ademas me gusta mucho dedicarme a mi profesión interpretando en agrupaciones de música principalmente tradicional Colombiana, Mexicana, grupos de rock-pop y como solista.