Para quienes llevan un estilo de vida muy ocupado comer fuera se convierte en una alternativa super útil, pero puede llegar a desestabilizar la economía individual, en especial de quienes trabajan y estudian.

Por ellos se hace común que varios se preguntan si es mejor cocinar y comer en casa o mejor comer fuera y reducir el tiempo que inviertes en la cocina.

Vamos a analizar las múltiples posibilidades y variables que se pueden presentar, cual se adapta más a ti y cuál sería tu mejor alternativa.

Las cifras apuntan a que solo un 6% de los colombianos desayunan en casa y que el 72% almuerza, así, el 40% lo hace al menos una vez por semana, de acuerdo con el más reciente estudio global de Nielsen sobre Tendencias de Comida Fuera del Hogar.

<em> Comer fuera es tentador por la variedad, el ambiente y no tener que limpiar nada en casa. </em>
Comer fuera es tentador por la variedad, el ambiente y no tener que limpiar nada en casa.

Almorzando afuera, Causas y consecuencias

Cuando pensamos en porque el colombiano cambiaría la comida casera por la comida de restaurantes, son varias las potenciales variables que se nos vienen a la cabeza.

Primero, El tiempo un factor crucial. Bien sea por trabajo o por la ajetreada vida universitaria, las mejores recetas de cocina pueden exigir más tiempo del que se dispone. Al llegar a casa tenemos las horas contadas antes de iniciar de nuevo los jornales matutinos, es difícil Equilibrar la cocina y la universidad si no has planeado adecuadamente tu tiempo de estudio, el tiempo en la cocina y tu economía.

Seguidamente, un gran enemigo de la organización, procrastinar. El enemigo de todos los colombianos es el “luego lo hago”, el no tener un control sobre nuestro tiempo libre y estar aplazando las responsabilidades y deberes imaginando que luego tendremos más tiempo para completarlas tiene serias consecuencias.

También tenemos el factor económico, de verdad es más económico comer en casa o comer fuera, seguramente muchos solteros, universitarios y personas de negocios se han preguntado muchas veces esto. Sigue leyendo y exploraremos a detalle estos factores.

Si no te gusta cómo son las cosas, cámbialas
Jim Rohn

Los favoritos de los Colombianos

Dónde prefieren almorzar los Colombianos

Quienes come fuera de casa, cerca del 53% de los encuestados en el estudio, también se les preguntó dónde lo hacían y resulta que los restaurantes más frecuentados se encuentran los populares “corrientazos” acorde con el 46 %.

¿Por qué? El precio claramente es la primera opción. A 2020 el almuerzo en un restaurante casual tiene un costo de entre $6,000 en los barrios más populares y sectores no tan comerciales donde el costo del arriendo del local es menor contra $8,000 en lugares más comerciales con mayores gastos operativos.

Para quienes almuerzan diariamente en estos lugares, el gasto promedio es de $36,000 a $48,000 a la semana, calculamos un presupuesto entre $156,000 y $208,000 mensuales.

Sin embargo, un 44% de los encuestados manifestó que preferían los restaurantes formales, dónde el promedio del plato rodea los $18,000 y 15% de estos afirmaron que su alimentación se basa en la comida callejera.

¿Qué prefieren de almuerzo?

Todos los encuestados afirmaron preferir la comida de casa, aunque deban comer fuera.

Quienes frecuentan los restaurantes para almorzar como quienes llevan almuerzo al trabajo o universidad, cuentan con alternativas variadas y en algunos casos balanceadas.

Sin embargo, los estudiantes universitarios manifiestan que llevan una dieta universitaria basada en Pizza y Hamburguesas de no la más alta calidad. El universitario promedio de la capital aprovecha los frecuentes combos de pizza más gaseosa a 4 mil o Hamburguesa con Gaseosa a 5 mil, pan, una proteína cuestionable, algo de tomate y lechuga con muchos fosforitos y salsas aguadas.

¡Todo un manjar cuando el hambre ataca y el bolsillo no da aguante!

Cuál es la motivación al escoger un lugar

Es claro que no es el sabor ni la calidad los factores por los cuales los universitarios visitan estos lugares, no hay otro motivo sino el precio. ¿podemos tener una mejor alimentación sin elevar el presupuesto?

Es hora de conocer Cuáles son las recetas más económicas, una solución universitaria y empezar algunas recetas de cocina.

Los encuestados dieron sus motivos:

  • Quienes prefieren la calidad de la comida (45 %)
  • Quienes se fijan en el servicio (30 %)
  • Quienes valoran más la higiene del lugar (14 %)
  • Tipo de comida que ofrece el restaurante (11 %).
  • Quienes dan más peso a el precio (50%)
<em> ¿Qué haces el tiempo que no estás en clase?, seguramente aprender unas recetas ayudará a administrar mejor el tiempo. </em>
¿Qué haces el tiempo que no estás en clase?, seguramente aprender unas recetas ayudará a administrar mejor el tiempo.

Cómo obtener un almuerzo casero, económico y saludable.

Casero, económico y saludable. Tres características que debe tener un buen almuerzo para llevar a la universidad.

Hay recetas de cocina que parecen muy complicadas y salidas de los cursos de cocina más elaborados y con ingredientes casi imposibles de encontrar. Pero no todas las recetas son así, algunas te permiten cocinar rápido y bajo la milenaria técnica de cocina casera, basta con poner tus ojos en las recetas adecuadas y aprender Cómo balancear la universidad y la cocina. M

Toma en consideración el clásico almuerzo británico dónde la equilibrada idea de alimentación inicia con un desayuno “bien Tranca’o” es decir, sustancioso y abundante, complementa un almuerzo tipo “Sándwich, fruta por lo general manzana y refresco” para terminar el día en una cena adecuada en casa. Este almuerzo lo tiene todo, cumple su función, es casero, es económico, fácil de llevar a cualquier parte y te da espera para desquitarte en casa con las ollas.

Otra alternativa es que te decidas por aprender a cocinar… ¡a cocinar diferente!

No está de mas, aprender en unos cursos de cocina particulares o de academia de cocina nuevas recetas que te permitan equilibrar el tiempo y la inversión. Te sorprenderías con las muchas recetas que se esconden detrás de una inversión razonable, solo debes intentar cocinar de una forma diferente, empieza por aprender cuáles son las recetas más rápidas de preparar y dedica tiempo para que te salgan más naturales al cocinar.

No dejes que lo que no puedes hacer interfiera con lo que puedes hacer.
John R. Wooden

Cocinar para toda la semana, ¿Es saludable?

Mucho se habla de la comida recalentada y como afecta tu organismo, sin embargo, puedes reducir todos los efectos que causa una comida del día anterior si aprendes algunos trucos básicos.

Almacenar

El almacenamiento de los alimentos suele ser la causa por la cual tantos médicos y nutriólogos aconsejan no consumir alimentos recalentados. El común suele dejar fuera de la nevera los alimentos y los calientan al día siguiente cuando su proceso de descomposición ha empezado desde que fueron retirados de la fuente original.

La solución es muy sencilla, almacena a bajas temperaturas y calienta únicamente la porción que comerás en el instante que la vas a consumir. Muchos problemas del colon aparecen cuando de la nevera, el alimento pasa temprano a la estufa, luego a la maleta y de ahí al microondas. No cometas ese error.

Recetas

Si te tomas el tiempo de aprender nuevas recetas de cocina amigable contigo, el medio ambiente y tu bolsillo, te encontrarás con una solución que todos querrán aprender de ti.

Muchos alimentos preparados en casa te pueden dar el equilibrio económico que necesitas.

Prueba aprender recetas de cocina rápida, ensaladas, wraps, sándwiches, arroz con verduras, arroz con atún u otros, tortillas e incluso tu propia hamburguesa, eso será de mucha utilidad.

Lo mejor es que para cocinar rápido y económico no debes invertir en costosos cursos de cocina, solo algunas clases de cocina particulares, unos videos en YouTube, consultar y probar algunas de las las recetas más populares entre los universitarios, pueden ser la solución a tu dilema.

Transporte

Si eres de los que piensan mucho en cómo llevar el almuerzo a la universidad, las soluciones son varias dependiendo el tipo de almuerzo que prefieras.

Para los de mayor apetito, hay loncheras especializadas en el transporte de alimentos, algunas son térmicas para quienes no cuentan con la facilidad de calentar.

Otras tazas plásticas para transportar el almuerzo ofrecen la ventaja de ser de tamaños reducidos y herméticas, eso sí. No compres cualquier marca de cualquier plástico, busca uno que sea apto para transportar alimentos o mejor en vidrio, resulta más pesado, pero más saludable.

Para quienes prefieren no encartarse con plásticos, preparar un wrap o sándwich en la mañana y ponerlo en una tela térmica es la mejor opción, no ocupará mucho espacio.

Siempre piensa en el medio ambiente, no hagas basura innecesariamente solo por una comodidad efímera.

University
Algunos restaurantes universitarios tienen costos reducidos o descuentos a estudiantes, indagar no cuesta nada.

Cuál es la opción más económica.

Considerando las anteriores variables y tu economía, debemos ahora preguntarnos: ¿es más económico comer en casa o afuera?

Por salud siempre será mejor que prepares tus alimentos y reduzcas la cantidad excesiva de azúcares, saborizantes y químicos que ingestas diariamente. Con el tiempo tu cuerpo pasará factura o te lo agradecerá.

Si eres de los que viven solos, los gastos serán mayores si empiezas a comer afuera todo el tiempo, es mejor que prepares algunas cosas en casa y solo bajo condiciones específicas comas fuera.

Entre más, más barato. Si vives con otras personas de tu familia o roomies entonces cocinar para todos reducirá significativamente el costo individual de los alimentos.

En ambos casos aprende recetas nuevas y fáciles de preparar, así podrás tener alimentos saludables y económicos de rápida preparación y fácil transporte, que el tiempo de cocinar sea un momento de relajarte y estar más contigo mismo.

¿Necesitas un profesor de Cocina?

¿Te gustó este artículo?

5,00/5 - 1 voto(s)
Loading...

Gabriel

Psicologo y docente de inglés con experiencia en procesos de aprendizaje y la enseñanza. Superprof ocacional, Blogger, amante del arte, la poesía, la literatura, buena música y la fotografía. Partidario de la fraternidad internacional y la construcción del ser humano día tras día. Bogotano de nacimiento, ciudadano del mundo y explorador por naturaleza. Me encanta observar las estrellas y caminar por bosques y montañas.